FB

Elige una buena rutina de estudio

Para estudiar cualquier tipo materia, ya sea en una universidad o bien en una academia, elige una buena rutina de estudio es esencial para tener garantía de éxito.

En esta entrada te daremos algunos consejos para sacarle el máximo rendimiento a las horas que pases sentado delante de tus apuntes. Porque no es la cantidad de horas si no la calidad del trabajo que realizas.

Nosotros nos vamos a centrar en el estudio para la preparación de oposiciones.

Ya que Centro Innova es academia de oposiciones especializada en la formación y preparación de alumnos opositores para afrontar exámenes de carácter oficial.

Elige una buena rutina de estudio

Descansa correctamente

Los descansos tienen que ser coherentes con nuestro método de estudio, con nuestra capacidad para mantener la concentración y con las horas que le dedicamos.

En muchas ocasiones, elegimos erróneamente nuestras rutinas de estudio y descanso para estudiar oposiciones. Lo que debemos hacer es saber gestionar bien nuestro método de estudio, de forma que descansemos lo necesario para mantener la máxima concentración posible.

Saber gestionar bien los descansos en el estudio, es imprescindible para optimizar el aprendizaje.
Para estudiar eficientemente necesitamos concentración. Mantenerte concentrado favorecerá la asimilación de conceptos y la memorización del temario.

A continuación hablaremos sobre cómo conseguir estudiar eficazmente que te ayude a conseguir tus objetivos de estudio.
Como organizar una rutina de estudio de oposiciones.

Existen muchos métodos de estudio que puedes emplear para tu rutina de estudio, puedes utilizar desde esquemas, resúmenes, subrayados, utilizar diferentes colores…

Para conseguir una forma efectiva de estudiar debemos de elegir bien el método de estudio y tener en mente que los descansos son imprescindibles para lograr que nuestra mente se mantenga activa.

  • Para comenzar, debemos de ser organizados y planificar los periodos de estudio y de descanso que necesitamos.
  • Primero nos plantearemos que actividades o hobbies queremos realizar en nuestro tiempo libre. Montar en bici, pasear, visitar a un amigo… Preferiblemente algo que no implique pantallas para que así descanse la vista. Esto nos ayudará en nuestra motivación.
  • En segundo lugar, tendremos en cuenta nuestra jornada diaria, si trabajamos a media o jornada completa tendremos que tener rutinas de estudio menos duras.
  • Busca los periodos del día en los que más descansado y despejado te encuentres.
  • Establece las horas de estudio que quieres realizar tanto de forma diaria como semanal o mensual si lo necesitas.
  • Establece los periodos de descanso cuando te notes algo desconcentrado o cansado.
  • Deberás de tener en cuenta el momento que consigas tu máxima concentración y no interrumpir ese periodo demasiado pronto.
  • Realiza los descansos tan largos como los necesites, pero procura no pasarte. Un descanso demasiado largo interrumpe el estado de concentración y te costará retomar con más fuerza.

Establecer descansos en tu rutina de estudio

A nivel individual, según la rutina de estudio de oposiciones que sigas, dependiendo de la complejidad de las oposiciones que estás estudiando o incluso del tema al que te enfrentes, tendrás que valorar distintas opciones o tipos de descanso.

Descanso para personas que les cuesta mucho concentrarse: en estos casos, es recomendable emplear períodos de tiempo extensos de estudio y que tengan pocas interrupciones, aunque tengas suficiente tiempo para descansar.

En este caso convendría por ejemplo, hacer en un intervalo de 5 horas, un descanso largo a mitad del periodo de estudio.

Para personas que les cuesta menos mantener la concentración: En estos casos, puedes establecer varios descansos no muy extensos. Por ejemplo, en un periodo de 5 horas, un descanso corto a la hora y media y uno algo más largo transcurridas 3 horas desde el inicio del mismo.

Cómo hacer los descansos para una rutina de estudio exitosa

Nuestra recomendación para organizar tus descansos es que tengas paciencia, es difícil alcanzar un buen nivel de concentración. Tenemos que ser exigentes con nuestra rutina de estudio de oposiciones, pero también conscientes de cuándo debemos descansar o cuántas horas podemos estudiar.

Además, viene bien elegir posturas que nos sean cómodas pero que no dañen nuestro cuerpo, estirar las piernas y la espalda en los descansos puede ayudar a sentirte más a gusto.

Es mucho mejor conseguir pocas horas con una alta concentración, que muchas horas en las que no conseguimos asimilar toda la información que necesitamos. Debemos destacar algunos de los hábitos de los descansos que pueden ser contraproducentes:

  • Uso excesivo de cafeína, evita depender de la cafeína en tus descansos pues puede alterarte y no eso no favorece a una buena concentración.
  • Uso excesivo de tabaco: la ansiedad que puede generar la dependencia de esta sustancia puede interferir en el estudio.
  • Realizar actividades relacionadas con el estudio durante tus descansos. Si haces esto no estas descansando debidamente.
  • Es recomendable hacer actividades relajadas y tranquilas
  • Utilizar tus descansos para gestionar nuestra vida personal o realizar actividades estresantes.
  • Estudiar sin aislarte de estímulos que puedan distraerte, por ejemplo, el teléfono móvil.
  • Estudiar encontrándote distraído o cansado.

Hábito del buen estudiante

Está demostrado que tener unos buenos hábitos de estudio es una garantía para poder convertirte en un buen estudiante y obtener los resultados que tanto deseas. Elige una buena rutina de estudio.

De lo contrario, una falta de hábitos de estudio acerca al opositor a unos malos resultados. Da igual para la oposición que estés estudiando, incorporar unos buenos hábitos de estudio te acercarán a conseguir el objetivo.

Es posible que en alguna ocasión te hayas presentado ya a alguna convocatoria de las oposiciones que te estás preparando y no hayas conseguido el resultado esperado, no haciendo justicia al tiempo que le has dedicado a estudiar.

Esta situación es muy frustrante, pero ¿te has planteado que la estrategia que sigues a la hora de estudiar es o no la correcta?

Siempre se pueden mejorar tus hábitos de estudio. Planifica y organiza tu estudio, descansa correctamente como hemos hecho mención anteriormente, evita las distracciones y mantén la motivación, porque todos estos aspectos juntos, son los que debes tener en cuenta a la hora de estudiar.

Ten claro que si eres capaz de incorporar a tu día a día unos buenos hábitos de estudio, tendrás la mitad del camino hacia tu meta hecho. Es mejorar empezar a planificar esto que no ponerte a estudiar sin organización alguna, elige una buena rutina de estudio.

¡Muchas gracias! Uno de nuestros asesores te informará muy pronto.

Call Now Button